Zapatos de hombre: el arte de vestir por los pies

03/17/2015

Calzar unos zapatos apropiados con la indumentaria que se lleva es el detalle que marca la diferencia en la apariencia personal. Los zapatos son la base esencial de todo armario de hombre. El calzado nunca engaña…

ZAPATOS HOMBRE 5D1

Aunque históricamente entran en el capítulo de complementos de moda, los zapatos son la esencia del buen vestir. El calzado no engaña. Sin unos zapatos adecuados, ni siquiera el traje más exquisito lucirá como es debido. Sin embargo, los zapatos son muchas veces los grandes olvidados…

No es necesario un gran despliegue de modelos, pero sí elegir los esenciales. Los que nunca deben faltar, porque tarde o temprano serán usados en las circunstancias adecuadas. La inversión en unos buenos zapatos está más que justificada, puesto que un modelo de calidad, fabricado en piel y con unas buenas hechuras durarán años y años con el mantenimiento y limpieza adecuados. Con el paso del tiempo, incluso, si los zapatos son buenos lucirán incluso más que recién comprados. El proceso de envejecimiento progresivo no hará sino mostrar la excelente calidad de la que están compuestos.

ZAPATOS HOMBRE 5D2

Llevar zapatos con cordones es de obligado cumplimiento cuando se viste un traje. Llevar calzado sin cordones es un auténtico destrozo del vestuario, aunque cada día sea más común ver a ejecutivos cometer el garrafal error de combinar mocasines o zapatos sin cordón con trajes de precio desorbitado. Unos zapatos lisos de cordones negros, de color coñac o marrones constituyen la base indispensable del calzado formal. Son los zapatos de piel tipo Oxford. Son los zapatos más versátiles de cuantos existen. Pueden ser completamente lisos o incluir algún pespunte u ornamentación en la puntera. Los cordones generalmente se anudan en lo que se denomina oreja del zapato, tras pasar por cinco o seis orificios. Esta pieza con ojales está cosida por debajo de la pala del zapato. En función de los ornamentos que presenten, los zapatos Oxford se clasifican en lisos (sin adornos), legate (con punteado en las costuras), semi-brogue (con punteado en las costuras y en la puntera del zapato) y full-brogue, con punteados con dibujos en la punta y en las alas.

ZAPATOS HOMBRE 5D3

El zapato tipo Derby, conocido igualmente como blucher, es también de cordones, pero a diferencia del modelo anterior, la parte lateral del zapato va cosida por fuera a la parte delantera, con una lengueta la que cubre el empeine. Es decir, las orejas donde se alojan los orificios para los cordones están cosidas encima de la pala del zapato, que es de una única pieza.

ZAPATOS HOMBRE 5D6

Los zapatos de hebilla (o monk straps), son otra clase de zapatos para lucir con traje. Pueden ser de hebilla simple o doble. Aunque durante muchos años han permanecido casi en el ostracismo, durante las últimas temporadas han experimentado un auténtico resurgir. Es un zapato versátil cuyo uso oscila entre lo casual y lo formal, en función de la ocasión en la que se utilice.

ZAPATOS HOMBRE 5D4

Los mocasines, también llamados loafers, son zapatos de sport, reservados para indumentarias casuales, al no llevar cordones, sino otro tipo de ornamentos. En esta clasificación entran los clásicos zapatos castellanos. Los mocasines son de muy variado tipo, desde los que no tienen adorno alguno hasta los que incluyen detalles metálicos, lazos o borlas.

ZAPATOS HOMBRE 5D5

Lo moda de calzado más casual, por su parte, admite hoy toda suerte de calzado siempre que combine adecuadamente con el vestuario elegido. Desde los mencionados mocasines y las zapatillas deportivas hasta las veraniegas zapatillas de lona, piel o serraje, que se adaptan como anillo al dedo a los pantalones vaqueros, a los chinos o a los más veraniegos de lino.

« Oriol Elcacho exhibe la primavera de Emidio Tucci Útiles indispensables en electrónica de viaje »